Blanco gimiendo – Kevin Ramírez

Ahí iba él, deslizándose a través de los kilómetros y kilómetros de piel que visten mi esquelético ser. Sus labios, sus besos, sus dedos… un conjunto de sensaciones aferradas al cosquilleo de mi respirar, parecían un choque de cometas en mi estómago. Un nuevo color surgía; el blanco de mis ojos gimiendo era su favorito….

Lluvia de esperma -Kevin Ramírez

Mi cuerpo se tiñe de bronce mientras el sol besa mi escamosa piel. Me despojo de los harapos que cubren mi fruto perfectamente escondido y maduro; lo toco. Se despierta. Se desenreda de la selva que lo rodea y empieza a humedecer; está gozoso. Lo toco, lo acaricio y lo ensalivo lubricando su cabeza rosa…

Orgasmos en ser – Kevin Ramírez

Kevin nos descubre el placer homoerótico desde las entrañas de algo que poco a poco parece irse desnudando. Sus palabras tan sencillas recogen la fragilidad de lo que ya no es un secreto, porque a la piel no se le puede negar su libertad y el amor no es entendido como tal sin esa facultad….

La ocasión – Kevin Ramírez

No estaba previsto, pero el deseo me invadió y probé de tu postre. Dulce y amargo, así como lo imaginaba…Sabroso, empalagoso, adictivo. Viciado con cada mordida, me despaché a pedir más, y cada vez más… Parecía encantarte que mi cuerpo escurriera sobre el tuyo; tu saliva con la mía, aumentando el desaforo.No traías ropa interior,…

Fuego y pausa – Kevin Ramírez.

Han pasado los meses y ya no soporto esta maldita cuarentena, estoy como genio embotellado; ansioso y excitado por perderme en su anatomía gruesa y perfectamente bronceada. Él no se da cuenta, pero por el olor de sus huesos he dejado de dormir; en mi mente retumban sus palabras calenturientas y mis manos no pueden…

Concubinos – Kevin Ramírez.

Esa noche dibujaba con mis dedos garabatos sobre tu fruto, te estremecías de tal manera que la agitación se apropiaba de toda la habitación, te gustaba. Para ese instante mis ilusiones estaban centradas en hacerte feliz, porque yo, ya lo estaba disfrutando. Pintaba con mi lengua el recorrido del clímax sobre tu piel. Tus ojos…

Furtivo – Kevin Ramírez.

Ante tu mirada acalorada me desnudé, con tus manos me estrujaste, y con tus labios saboreaste mi existencia. Me invitaste a tu cama; acepté, entre tus sábanas me enredé, en bucle, sin descanso. Lubricaste mi alma con tu espesa sustancia, iluminaste mis rincones oscuros. Con cautela me penetraste, nuestros cuerpos enardecidos encajaron a la perfección, como…